Categorias:

Injertan hueso para reparar una fisura de paladar en el Hospital Penna

Injertan hueso para reparar una fisura de paladar en el Hospital Penna
Detalles para: buenapraxis
Rango: Mystic 
Nivel: 2612600 
Fecha: 2017-10-17
Autor: buenapraxis
Aumentar + | Disminuir -
El hospital provincial “Penna” de Bahía Blanca llevó a cabo una novedosa cirugía de injerto óseo para defectos en los maxilares de una paciente con Fisura Labio Alvéolo Palatina (FLAP), más conocida como “labio leporino”. Fue la primera intervención de este tipo y benefició a Camila, una niña de 9 años, que se atiende allí desde recién nacida y que, a pocos días de la intervención, ya se encuentra en su casa en perfecto estado.

“Se trata del primer caso en nuestro hospital en el que se aplican injertos óseos como parte del tratamiento integral para una paciente con FLAP”, explicó el director asociado del “Penna”, Fabián Gimenez. Y explicó que el tratamiento de estas fisuras comienza desde el nacimiento del bebé. “La cirugía es la fase final del proceso que, si bien depende de la salud general del paciente, se puede realizar a partir de los 7 años y suele ser necesario en los casos más severos”.

La operación consiste en colocar un fragmento de hueso en la fisura maxilar, para estimular la formación de un hueso nuevo y así, en el futuro, mejorar el desarrollo del maxilar. La técnica permite que la colocación de implantes y mejora el aspecto facial, ya que al rellenarse los espacios fisurados, los dientes pueden alinearse y el perfil de la persona mejora. Gracias a este procedimiento los chicos afectados mejoran su deglución y fonación, pueden hablar de forma más clara además de recomponer su aspecto facial.

El bebé que nace con FLAP requiere de una primera placa que cierre su paladar para poder alimentar. A los 6 meses se le realiza la primera cirugía que mejora la unión del labio. Después, se efectúa la operación de paladar, y se utilizan aparatos para estimular el crecimiento maxilar.

El servicio de Odontología es la columna vertebral del tratamiento de estos pacientes que a su vez requieren de un abordaje multidisciplinario, con la participación de los servicios de neonatología, pediatría, enfermería, cirugía pediátrica y bucomáxilofacial, otorrinolaringología, fonoudiología, psicología y trabajo social. En el hospital “Penna” funciona un Comité de Malformaciones donde se atienden alrededor de 250 pacientes por año desde 1981.


Otras publicaciones de este usuario: